Origen del idioma inglés

¿Alguna vez te has preguntado cómo el inglés ha llegado a acumular más de 750 000 palabras y ha conseguido convertirse en uno de los idiomas más hablados del mundo?

Breve historia del idioma inglés

A diferencia de otras lenguas que se desarrollaron dentro de las fronteras de un único país (o una región geográfica concreta), el inglés, desde sus inicios hace unos 1600 años, evolucionó con el cruce de fronteras y las invasiones, recopilando fragmentos de los otros idiomas con los que se iba encontrando y cambiando durante su expansión por todo el mundo.

Inglés antiguo o anglosajón (450 – 100)

El idioma inglés tiene sus orígenes en tres tribus germánicas invasoras que llegaron a Gran Bretaña durante el siglo V d.C. Estas tribus procedían de lo que en la actualidad conocemos como Dinamarca y la parte Norte de Alemania.

En aquel momento, los habitantes de Gran Bretaña hablaban alguna de las lenguas celtas; pero la mayoría de estas personas se vieron obligadas a desplazarse tras la invasión hasta Gales, Escocia e Irlanda.

El inglés antiguo nada tiene que ver con el actual; sin embargo, asentó la base del mismo y aportó palabras esenciales para la comunicación como “be”, “strong” y “water”.

Inglés medio (1100 – 1500)

Con la invasión vikinga, el inglés antiguo se mezcló con el nórdico antiguo, el idioma de las tribus vikingas. El inglés incluye más de 2000 vocablos procedentes de este idioma.

La invasión normanda estableció el francés como la lengua de la realeza y de la gente de poder. El uso del inglés antiguo quedó relegado a los campesinos y la gente de clase baja. Sin embargo, pese a la situación, el inglés antiguo continuó evolucionando y creciendo con la adopción de un gran número de palabras latinas y francesas.

Inglés moderno (1500 – 1800)

En los siglos XIV y XV, después de la Guerra de los cien años contra Francia que supuso el fin de la dominación francesa sobre las islas británicas, el idioma inglés volvió a ocupar el papel de lengua de influencia y poder.

Inglés moderno tardío (1800 – presente)

La principal diferencia entre el inglés moderno temprano y el inglés moderno tardío es el vocabulario. El inglés moderno tardío cuenta con muchas más palabras gracias a la revolución industrial y a la expansión del idioma a nivel global y a su uso como lengua de comunicación en el ámbito científico.

Situación actual del inglés en el mundo

En la actualidad, se calcula que hay unos 300 millones de hablantes nativos de inglés, 300 millones de personas lo utilizan como segunda lengua y 100 millones más lo dominan como idioma extranjero.

El idioma inglés es cooficial en más de 45 países y cuenta con un gran número de hablantes en otros tantos países pese a no contar con el estatus de lengua oficial.

Países donde el inglés es lengua oficial

A continuación encontrarás un listado de países donde el inglés tiene consideración de lengua oficial. Una lengua oficial es aquella que utilizan los ciudadanos de un país para comunicarse con su gobierno. Ten en cuenta que algunos de estos países tienen más de una lengua oficial, por lo que el inglés podría no ser el idioma nativo predominante en algunos de ellos:

América del Norte: Estados Unidos y Canadá

Europa: Reino Unido, Irlanda y Malta

El Caribe: Jamaica, Barbados, Trinidad y Tobago, Bahamas y Guyana

Oceanía: Australia, Nueva Zelanda, Papúa Nueva Guinea, Fiyi, Samoa, Tonga, Islas Salomón, Micronesia, Vanuatu y Kiribati

Asia: India, Pakistán, Singapur, Filipinas, Sri Lanka y Malasia

África: Sudáfrica, Nigeria, Camerún, Kenia, Zimbabue, Ghana, Ruanda, Sudán, Botsuana y Etiopía

¿Por qué se habla inglés fuera de Inglaterra?

La respuesta a esta pregunta es muy sencilla: históricamente, Inglaterra siempre ha sido un país muy poderoso, tanto, que empezó a formar colonias en otras partes del mundo. Cuando una zona era colonizada, la gente que la habitaba adoptaba el idioma y las costumbres del país colonizador, de ahí, que el inglés tenga una presencia tan internacional.

Algunas de esas colonias británicas fueron el origen de países como Canadá y Estados Unidos; donde, tras su independencia, el inglés empezó a evolucionar y cambiar lentamente, por eso existen diferencias, por ejemplo, entre el inglés británico y el inglés americano.

Diferencias entre el inglés británico y el inglés americano

Si bien es cierto que las diferencias entre el inglés británico y el inglés americano no son pocas, en realidad tienen muchas más similitudes que diferencias.

Acento

El acento es la diferencia más notable y lo que te ayudará a identificar rápidamente si la persona que tienes delante habla inglés británico o inglés americano.

Esta diferencia se debe a que la mayoría de colonos ingleses que llegaron a Estados Unidos pertenecían a la clase obrera, por lo que mostraban una tendencia natural a pronunciar la letra “R” con más fuerza que los miembros de las clases altas. A resultas de ello, la mayoría de la población estadounidense habla con la R fuerte, mientras que los británicos mantienen la pronunciación suave de esta letra.

Ortografía

Existen bastantes diferencias ortográficas entre ambas variantes; sin embargo, pueden resumirse de la siguiente manera.

Las palabras que contienen un sonido “oe” o “ae” en inglés británico se convierten en “e” en el inglés americano.

Las palabras que en inglés británico acaban en “-ence” en americano suelen acabar en “-ense”.

Las palabras que contienen la grafía “ou” en inglés británico, suelen escribirse únicamente con “o” en inglés americano.

Terminología

Una de las diferencias más claras entre el inglés británico y el inglés americano es el uso de términos diferentes para referirse al mismo objeto o elemento. Es el caso de los pantalones que en inglés británico se llaman “trousers” y en americano “pants”; o el de las patatas chip que en británico se conocen como “crisps” y en americano como “chips”.

Pese a las diferencias que puedan presentar los hablantes de inglés por el origen de su idioma o la zona geográfica estos pueden comunicarse entre ellos sin grandes barreras porque, después de todo, lo importante para que haya comunicación es que ambas partes así lo quieran.