¿Cómo trabajamos?

Nuestro proceso garantiza la máxima calidad del producto final. Sabemos lo importante que es para tu imagen un trabajo bien hecho. Por ello siempre damos a nuestros proyectos la máxima prioridad e importancia.

1.

Análisis del encargo y presupuesto.

2.

Procesamiento del texto.

Creamos glosarios y guías de estilo para garantizar la cohesión en el proyecto.
3.

Traducción.

Nuestras traducciones siempre las realizarán traductores nativos formados y especializados en la combinación de idiomas requerida.
4.

Revisión.

Tras la traducción, otro profesional revisará el trabajo realizado y si fuera necesario, un corrector de estilo dará el toque final al texto.
5.

Control de calidad.

Con la ayuda de la tecnología más avanzada en control de calidad y gestión terminológica, nos aseguramos de que no haya rastro de errores en el documento final.
6.

Entrega.

Recibirás el texto traducido, listo para cumplir su cometido.

7.

Actualizaciones.

¿Has realizado algún cambio en el documento original después de recibir la traducción? Podemos incluir estos cambios en la traducción que ya habíamos realizado.