Blog

¡Felices 11!

Tatutrad cumple 11 años con un aumento en su facturación del 52%.

11 años de trayectoria dan para mucho. Hoy queremos echar la vista atrás y recordar estos años en los que nos han sucedido un montón de cosas, pero en los que sobre todo, hemos crecido como empresa, como profesionales y como personas.

 

11 que son pocos, sin embargo, comparados con la trayectoria de nuestra jefa y compañera Rosario de Zayas. Con más de dos décadas de trayectoria, Rosario ha trabajado desde el principio con tecnología puntera siendo pionera en la gestión de contenidos multilingüe trabajando siempre para clientes de todo el mundo. Por si fuera poco, ha combinado su labor como traductora, Gestora de Proyectos y CEO de Tatutrad, con la Academia, como docente en traducción especializada durante varios años a nivel de máster. Rosario, además, siempre se ha mostrado dispuesta a aportar su granito de arena participando en convenciones y conferencias como ponente, consiguiendo despertar la atención con sus conocimientos, y también con su energía y alegría.

 

Felicitamos hoy, por tanto, a la directora de orquesta e instrumentista que ha conseguido hacer sonar la melodía de Tatutrad a lo largo de todo el globo y a los músicos que la componen, un equipo de traductores profesionales altamente cualificados. Juntos han conseguido un crecimiento medio anual sostenido que ha alcanzado su cota más alta con el cierre de este último año 2017, en el que Tatutrad ha crecido en facturación la friolera de un 52%.

 

Del mismo modo crece también la plantilla y la red de colaboradores, hasta alcanzar los 80 profesionales activos durante 2017.

 

Las personas de Tatutrad crecen y evolucionan junto con la empresa y claro ejemplo de ello es nuestra compañera Isabel Domínguez, quien comenzara en Tatutrad gracias a un programa de prácticas universitarias y que, tras varios años de especialización, ha pasado a ser pieza clave de Tatutrad como Traductora y Jefa de Producción

 

Es un orgullo poder decir que este crecimiento se ha basado en gran parte en el binomio Humanidad/Profesionalidad.

 

El equipo de Tatutrad preparado para la celebración.

El uso, desde los inicios, de las últimas tecnologías y la visión global de cada uno de los integrantes de este gran equipo han sido, asimismo, ingredientes esenciales para este crecimiento.